×

Invierte con Bci

Te apoyamos y asesoramos para tomar la mejor decisión. Ingresa tus datos en el siguiente formulario y te contactaremos.

×

Invierte con Bci

Te apoyamos y asesoramos para tomar la mejor decisión. Ingresa tus datos en el siguiente formulario y te contactaremos.

Si necesitas una alternativa de inversión diseñada para ti, completa la encuesta de perfil de riesgo acá.

Variación de IPC del mes de Septiembre registra una caída de 0,2%, por debajo de las expectativas del Mercado

foto_ipc3.jpg
6 Oct, 2017

El IPC de septiembre se ubica en -0,2% mes/mes, ampliamente por debajo de lo anticipado por los economistas (0,2%) y por los seguros de inflación (0,17%). En este registro se materializaron la totalidad de los riesgos bajistas en el mes: Precios de frutas y verduras retroceden con fuerza, mientras precios de transporte muestran alzas menores a las anticipadas dado el efecto estacionalidad de septiembre. Caída en tipo de cambio se refleja en caídas en precios de bienes transables. El IPC SAE (IPC sin precio de los Alimentos y Energía) , sin embargo, da cuenta de una variación de 0% mes/mes.

La división de alimentos configura la principal incidencia negativa del mes, caracterizado por variaciones contrarias a la estacionalidad en precios de frutas y verduras. Los precios de servicios básicos, caen en respuesta a ajustes tarifarios eléctricos. Asimismo, precios de pasaje en bus interurbano y automóvil nuevo muestran incrementos ampliamente por debajo de sus promedios históricos para el mes.

Con todo, la inflación anual retrocede desde 1,9% a 1,5%, aunque la inflación subyacente persiste en 1,8% anual. Con ello, se reanuda la discusión respecto a posibles bajas de TPM, aunque considerando la variación del IPC sin Alimentos y Energía, son factores transitorios los que han ejercido incidencias negativas en los últimos registros inflacionarios que podrían corregirse en el mes de octubre.

De hecho, las estimaciones para el mes de octubre se han comenzado a corregir al alza en un rango de 0,2% - 0,3%, con riesgo al alza, producto de que los factores estacionales que impactaron el IPC de septiembre podrían normalizarse.

Tras conocerse la noticia, las tasas en UF tuvieron un impacto negativo sobre todo los tramos más cortos. Por ejemplo, los instrumentos BCU 2 años mostraron un aumento de tasas de entre 30 y 35 pb y los tramos más largos como el BCU 10 años experimentó una corrección de 9 pb. Por su parte, la curva nominal tuvo ajustes sólo en su tramo de corto plazo en torno a los 2 años cayendo las tasas 5 pb y las partes más largas no experimentaron variaciones significativas.

Es importante considerar que en el pasado hemos tenido sorpresas inflacionarias en terreno negativo. No obstante, estos efectos tienden a disiparse en el tiempo debido a que usualmente han sido generados por estacionalidades o coyunturas que son momentáneas y no tienden a permanecer en el tiempo.